¡Buenos días, universo!

¡Buenos días, universo!
De mis hojas agotadas nace un verso
que saluda la mañana con su ritmo,
inventando lo diverso.

Y la noche pereció
como llanto que alicientes conoció.
Con el sol tus pareceres despertaron.
Son el ave que partió,

¡Buenos días, universo!
Desconozco porvenires del esfuerzo.
Se me pierde en tus rincones el motivo,
bifurcando cada trazo, así disperso.

Cristino Alberto Gómez
17 de marzo de 2015

@CristinoAlberto

Entradas más populares de este blog

El estudio de mercado de un proyecto

Capitales de la comunidad y desarrollo rural