Dos viajantes

A Luis Bienvenido, desde el alma.

No será en los libros ni en las fotos.
No estaré escondido ni tampoco
en las escaleras que te llevan
hasta los estantes do pernoctan
cual dibujos -pronto tuyas- letras
que hablarán de nombres y no encuentras
los que comprendemos y nos tocan.

No andarás tan lejos, Cosa Rubia;
más que allá estarás aquí sin duda.
Vas a recordar que la aventura
no será tan larga como dura,
no tan llevadera pero tuya.

No te sientas solo. Tú persiste.
Te acompaña todo el que te ama.
Grandes sean los mundos que conquistes
como la grandeza de tu alma.
Luego volverás, como me viste
regresar un día lleno'e barba.
Lleva una sonrisa. No estés triste.
Viajaré contigo a donde vayas.


(Dios te llene de bendiciones. Mucho éxito en tus estudios y carrera. Felicidad en tu viaje y siempre)


Cristino Alberto Gómez
26 de agosto de 2010

Entradas más populares de este blog

Capitales de la comunidad y desarrollo rural

¡Buenos días, universo!

Yaciente soñador