Estación primaveral

Amanecen nuevos días en tus campos,
permanecen cual impresas las palabras
que prometen ser testigos del encanto
con que surge el mismo cielo hecho mirada.

Hoy florecen mis caducifolios árboles
encontrando la estación primaveral
cuyos días son eternos porque saben
que despierta tu sonrisa de cristal.

No es que vienes, si es eterna tu presencia.
La hojarasca, si ha dejado la estación,
cantará cuando atardezca. Allí se sientan
los recuerdos que pincelan tu canción.

Cristino Alberto Gómez
3 de junio de 2011

Entradas más populares de este blog

El estudio de mercado de un proyecto

Capitales de la comunidad y desarrollo rural

¡Buenos días, universo!